junio 09, 2010

No soy buena para apostar, le tengo miedo a todo. Las posibilidades me asustan y lo único que hago es huir, me escapo. Casi siempre vuelvo a los lugares donde fui feliz, pero ahí no hay nadie, ni siquiera yo.

No hay comentarios: