junio 03, 2010

último deseo

Cuando muera quiero que me dejen en un chullpar, que me envuelvan en un tejido y me pongan los aretes más largos y lindos. También agua y comida para el camino. Para que no huela mal deberán sacarme las vísceras y rellenarme de quinua o cañawa, mejor si es pito mezclado con azúcar así en vez de gusanos vendrán hormigas a comerme.
Que la puerta sea al este como todo buen chullpar para que pueda ver el sol en las mañanas y se me caliente la espalda al atardecer.

1 comentario:

Beto Invisible dijo...

Uhh que tétrico deseo, pero envidiable a la vez